Las Guías Clínicas indican que el manejo del asma debe desarrollarse en colaboración entre los cuidadores del niño y los profesionales sanitarios que lo atienden.

Es muy importante realizar un seguimiento del niño por parte de los profesionales de la salud, mediante revisiones  periódicas. Estás revisiones deben ser más frecuentes al principio, hasta que los padres adquieran un buen nivel de desempeño en habilidades de manejo del asma de sus hijos.

Se recomienda la derivación al especialista si el niño no llega a estar bien controlado  a pesar de los tratamientos, o bien, si se sospecha una relación de los síntomas con la exposición a alérgenos.

Además, deberían existir vías de comunicación rápidas entre los padres del niño y el médico. De esta forma se podrían resolver rápidamente las dudas que tengan sobre los tratamientos o cualquier necesidad de información adicional a través de una llamada telefónica o un mensaje.

Aun así, los padres deberían solicitar consulta anticipada con el médico si:

  • Perciben síntomas de mal control del niño a pesar de la utilización correcta de los medicamentos prescritos.
  • El niño se despierta por la noche con asma o no puede dormir tumbado por esta causa.
  • El registro de soplido o de FEM ha disminuido más del 20% a pesar del tratamiento.

Se debe asistir a urgencias si aparecen los siguientes signos de gravedad:

  • Dificultad respiratoria intensa y agitada a pesar de utilizar la medicaciónde alivio prescrita.
  • Tiene dificultad para hablar, caminar o estando en reposo.
  • Si los valores del registro de soplido se mantienen en la zona amarillay continúan  descendiendo.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies

¡Suscríbete a nuestro blog!

Recibe nuestros contenidos sobre asma en tu email.

¡Ya estás suscrito!