Fenotipos de asma infantil

Hoy se habla mucho de fenotipos de pacientes con asma. Es bien sabido que el asma es una enfermedad heterogénea, con signos y síntomas variables entre los diferentes pacientes, de manera que se pueden agrupar por similaridad en diversas categorías, denominadas fenotipos. Algunos estudios poblacionales que siguieron a los niños desde la primera infancia hasta la edad adulta, han permitido establecer tres fenotipos del asma infantil:

  1. sibilancias transitorias (en los primeros 3-5 años de vida)
  2. sibilancias no atópicas del niño y preescolar
  3. sibilancias atópicas, mediadas por IgE.

Nuevo fenotipo

Hay otro fenotipo interesante que veo con mucha frecuencia en la consulta. No solo puede afectar a niños, sino también a adultos. Se caracteriza por:

  • Mal control del asma, según los criterios de las Guías Clínicas nacionales e internacionales, evidenciado por:
    • síntomas frecuentes como tos y dificultad respiratoria, de forma intermitente o persistente
    • limitaciones en las actividades habituales, especialmente relacionadas con el ejercicio
    • presencia de exacerbaciones que ocasionan asistencias a urgencias u hospitalizaciones
  • Inadecuado aprovechamiento de la terapia inhalada, bien por mal uso de los dispositivos de inhalación, o bien, porque lo dispositivos utilizados no son apropiados para la edad o características del paciente.
  • Uso periódico de altas dosis de broncodilatadores de alivio (habitualmente salbutamol o Ventolin)
  • Dosis insuficientes dos de los medicamentos que controlan la inflamación bronquial correspondientes al grado de severidad de la enfermedad, casi siempre por “corticofobia”. Esta fobia a los corticoides suele estar originada porque nadie les ha explicado que corticoides inhalados son mucho más seguros y tienen menos efectos secundarios que los administrados por vía oral o inyectable.
  • Ausencia del Plan Escrito de Tratamiento elaborado de forma colaborativa entre pacientes y sanitarios.
  • Déficit de educación sanitaria para aprender a prevenir las crisis, evitar los desencadenantes y saber autoevaluar la función pulmonar.

La descripción de este fenotipo tiene como objetivo resaltar la importancia que tiene la educación sanitaria de niños y adultos con asma, como la manera más eficaz y costo-efectiva para controlar la enfermedad y mejorar la calidad de vida de quienes la padecen.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies

¡Suscríbete a nuestro blog!

Recibe nuestros contenidos sobre asma en tu email.

¡Ya estás suscrito!